COMPARTE
Foto:
2016-02-18 | Autor : @15a20

Seguro has escuchado muchísimo sobre las infecciones vaginales, sus síntomas, causas, prevención y tratamiento, pero ¿sabías que no son las únicas que pueden afectar tu zona íntima?

Sí, hay más padecimientos que debes tener en el radar, conócelos...

Vulvodinia

Significa 'dolor en la vulva' y ésa es su principal característica, además del ardor, que puede presentarse en los labios vaginales, clítoris, entrada de la vagina e incluso extenderse del pubis al coxis, afectando tu vida sexual al provocar molestia durante las relaciones. Se le considera silenciosa y difícil de diagnosticar, pues en muchas ocasiones se confunde con una infección; si tus molestias no ceden con este tratamiento, y no has sufrido una lesión, consulta a un especialista que te recete los medicamentos específicos.

Resequedad vaginal

La falta de lubricación de los tejidos de la vagina deriva en dolor durante las relaciones sexuales. Un factor importante es la falta de estímulo a la hora del encuentro íntimo; el segundo, una baja producción de estrógenos, más común durante la menopausia, pero también por tomar algunos medicamentos u hormonas, exceso de ejercicio, muy poca grasa corporal, así como por ciertos detergentes, toallas sanitarias, papel higiénico, alergia al material de los condones o duchas vaginales. Así que si sientes un ardor al orinar, comezón, molestias o un leve sangrado al intimar, ve con tu gine.

Bartolinitis

¿Tenías idea que de cada lado de la abertura vaginal hay unas glándulas llamadas de Bartolino? Sí, son las encargadas de secretar el fluido que lubrica tu vagina, las cuales pueden obstruirse e inflamarse; la bronca es que como no duele, puedes dejarlo pasar hasta que se infecta y forma un abceso por la acumulación de pus, y entonces sí aparece el dolor, especialmente al caminar, correr o sentarte. Si palpas un bultito, sientes el área caliente e inflamada, e incluso tienes fiebre, no lo dejes pasar.

Comezón vaginal

Nno se trata de una enfermedad, sino de un síntoma que puede indicar padecimientos como infecciones vaginales, Enfermedades de Transmisión Sexual o problemas dermatológicos. Pero no siempre es tan drástico, a veces la razón es tan sencilla como usar jabones con químicos muy agresivos, un nuevo papel higiénico, quedarte con el traje de baño mucho tiempo o alergia al producto que usas para depilarte, así que antes de aplicarlo haz una prueba de sensibilidad... y huye del rastrillo.

Tu zona V es súper sensible, conócela y mantente al pendiente de cualquier cambio. No temas, si notas algo raro ¡ve al ginecólogo! Él podrá diagnosticarte y darte un tratamiento. ;D

¿Ya sabías esto sobre las erecciones? dest

MVT

¿Qué te pareció?
 
 
 
 
 
 
 
Wow! Yaaay! Cool! Ayyñññ! Mmhh... #Not WTF?
amor.otros.enfermedades-de-tu-zona-v-que-no-sabias-que-existian