Etapas del truene ¡supéralo!

Todas las rupturas son distintas, pero los procesos suelen ser similares.
COMPARTE
Foto:
2013-12-04 | Autor :

Por: Beatriz Castillo

Superar a alguien que amaste siempre es un acto difícil y doloroso, pero con un poco de tiempo y muchas ganas de salir adelante, ¡tú también puedes hacerlo!

Cada ruptura es distinta. A veces terminamos súper mal con él y desearíamos no tener que volver a verlo nunca más. Otras veces, las cosas acaban de una manera más tranquila y sin tantos problemas.

Pero en todos los casos es muy probable que te sientas mal, triste, decepcionada y más. Después de cortar, a algunas nos toma mucho tiempo superar a nuestro ex, mientras que a otras puede tomarles simplemente un par de días.

Algo que es definitivo es que no importa la situación de tu ruptura, generalmente las relaciones que terminan pasan por ciertas etapas definidas. Todo en la vida consiste en procesos y etapas por los que tenemos que caminar. No podemos saltarnos uno y pasar al siguiente automáticamente, ya que eventualmente regresaremos al primer paso.

Tal vez conocer estos pasos haga más sencilla la dolorosa tarea de superar a alguien. Lee estas etapas y comparte con nosotras en los comentarios si has pasado por algo similar o si tienes otro tipo de procesos.

Checa esto:
Negación: Esto suele pasar especialmente cuando te enteras de algo malo que él hizo. Tenías un concepto tan bueno de él, que te cuesta trabajo aceptar que él no era quien tú creías y que las cosas han terminado. Es como desear que todo haya sido una terrible pesadilla de la cual no puedes despertar.

Confusión: El segundo paso es sentirte confundida. Te preguntas por qué tenía que pasar esto. Intentas hallarle sentido a la situación, pero no lo logras. Lo peor es que, entre más vueltas le des al asunto, más confundida terminas.

Culpa: Empiezas a echarte la culpa de la situación. Piensas que pudiste haber hecho algo distinto y, de ser así, seguirían juntos. Analizar todos tus defectos y los ves como los causantes de la ruptura.

Tristeza: Probablemente éste sea el paso que más tiempo dura. Es el momento de llorar, ver películas y no querer salir de casa. Dejas salir toda la tristeza que llevas dentro y la canalizas a través de actividades que incluso te hacen sentir peor, como ver películas románticas o 'stalkear' a tu ex en redes sociales.

Ira: Después de sentirte triste, comienzas a sentirte enojada. Recuerdas cada defecto que él tenía y las peleas más pequeñas parecen enormes. Quisieras verlo para gritarle en la cara el grave error que cometió.

Recaída: Después de sentirte enojada un rato, pasas a extrañarlo como nunca. Lo peor es que éste es el paso en el que es más probable regresar con él a pesar de estar consciente de sus defectos, ya que te dejas llevar por tus emociones, recuerdos y nostalgia.

Independencia: Si lograste superar la etapa anterior, ¡felicidades! Es el momento en el que empiezas a valorarte a ti misma y tu independencia. Te vuelves consciente de que no necesitas de nadie más para ser feliz. Es el mejor momento para salir con tus amigas y olvidarte de él.

Seguir con tu vida: Por fin, después de un largo proceso, eres capaz de salir adelante y cerrar el doloroso ciclo por el que acabas de pasar. No importa si te mantienes soltera un rato o si empiezas algo nuevo. Lo más importante es que ya no piensas en él todo el día y por fin estás lista para lo que viene. ¡Es tu momento!

SRA

¿Qué te pareció?
 
 
 
 
 
 
 
Wow! Yaaay! Cool! Ayyñññ! Mmhh... #Not WTF?