Cómo nos daña el celular

La tecnología no siempre nos conviene.
COMPARTE
Foto:
2014-06-12 | Autor :

Por: Beatriz Castillo

Hace un par de décadas, nadie necesitaba estar enterada de cada cosa que sucedía y cuando querían saber lo que pasaba, ¡leían un periódico! Pero ahora, pasamos tantas horas pegadas al celular, que perdemos la noción del tiempo y dejamos de disfrutar los momentos y la compañía de los demás.

Todas estamos pegadas al celular en todo momento. Incluso sentimos que necesitamos estar enteradas de todo lo que sucede en el mundo a toda hora, pero si lo piensas, en realidad hay cosas mucho más interesantes en el mundo real que en el virtual. ¡Sólo debes encontrarlas!

Checa esto:

No disfrutas: Vivir se trata de ser felices y disfrutar el momento. El problema es que los celulares no siempre nos permiten lograrlo. Si estás ocupada publicando un estado en Facebook, dándole Like a miles de fotos, enviando WhatsApps y revisando qué desayunó tu mejor amiga, lo más probable es que te estés perdiendo de lo más valioso: el mundo que te rodea.

Tu privacidad: No solemos tomar en cuenta la privacidad cuando pensamos en nuestros celulares, pero es un tema súper importante. No sólo hablamos de la clase de información que compartimos, sino del hecho de estar disponible en todo momento. ¿No preferirías desconectarte un rato de todos los demás y tomarte un break para disfrutar de tu propia compañía?

La naturaleza: Los celulares son nuestro centro de atención en todo momento. No importa si estás frente a un monumento histórico o caminando por un bello parque, siempre tenemos la necesidad de tomar una foto para compartirla. Mejor disfruta el momento y enfócate en vivir la naturaleza y la historia de tu cultura. ¡Vivirás mejor!

La lectura: Leer libros aparentemente se ha vuelto una cosa del pasado, pero no debería ser así. Hay muchos mundos por descubrir en cada página, así que no te alejes por completo de la magia de los libros. La próxima vez que quieras bajar la nueva aplicación de moda, ¡mejor abre un libro!

Ya no somos espontáneas: En la era de los celulares, ya no existe espontaneidad. Siempre sabes lo que va a pasar porque estás atenta al Twitter de todas tus amigas. Ya no podemos hacer planes con nadie porque alguien más ya te mandó un mensaje para acaparar tu agenda. Pero puedes retomar la diversión si te esfuerzas un poco y comienzas a dejarte llevar por el flujo natural de la vida. ¡Sé más espontánea!

SRA

¿Qué te pareció?
 
 
 
 
 
 
 
Wow! Yaaay! Cool! Ayyñññ! Mmhh... #Not WTF?